Receta de Carne guisada con tomate

Ingredientes para 6 raciones:

  • 800 grs de carne de ternera para guisar
  • 250 mls de agua
  • 500 grs de tomate natural triturado
  • 1 cebolla blanca grande
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Sal
  • Pimienta negra molida
  • 8 cucharadas de aceite de oliva

Este es sin duda mi guiso favorito. Solo lleva carne de ternera pero queda tan jugoso y blandito que se puede comer solo a cucharadas. Este plato lo hacía mi madre cuando mi hermana y yo éramos pequeñas un día después de hacer el cocido. Con la carne, hacía por un lado las mejores croquetas de cocido del mundo y luego nos hacía este platillo de carne guisada con tomate que recuerdo con mucho cariño. Yo lo preparo guisando solo la carne con agua y luego ya lo mezclo con una buena y sencilla salsa de tomate. Me encanta comer esta carne guisada con tomate acompañada con unas patatas fritas o con unas judías verdes. Pero próximamente publicaré en la web otra receta donde usamos esta carne.

Elaboración:

Ponemos los trozos de carne en un bol grande, salpimentamos y mezclamos bien con las manos. Ponemos la olla a presión a fuego medio y calentamos 4 cucharadas de aceite de oliva. Incorporamos la carne y la doramos por todos los lados para sellarla bien durante unos minutos. Agregamos el agua, no hace falta que cubra toda la carne, con que llegue a la mitad es suficiente porque una vez cerrada la tapa no se evaporará apenas.

Colocamos y cerramos bien la tapa de la olla a presión y subimos el fuego. Yo lo puse a 5 de 6 posiciones que tiene mi vitro. Colocamos la ruleta en nivel de presión 1 y esperamos a que la válvula roja de bloqueo suba, lo que nos indicará que ya no podemos abrir la tapa. Esperamos a que comience a subir la primera línea negra del indicador de presión y a que salga vapor por la tapa. En este momento, bajamos el fuego (2 de 6 posiciones de mi vitro) y dejamos que se haga la carne durante 50 minutos.

Pasado el tiempo, retiramos la olla y esperamos a que salga todo el vapor por la válvula reguladora de presión que la pondremos a 0 y que la válvula roja de bloqueo de tapa se baje. Ahora podemos abrir la tapa de la olla. Con cuidado sacamos toda la carne con ayuda de una espátula agujereada y la colocamos dentro de un bol grande. Os saldrán algo más de 500 grs de carne guisada. Con ayuda de dos tenedores vamos deshilachando toda la carne. Después, añadimos unas 3 cucharadas del caldo de la carne que queda en la olla exprés y mezclamos. Reservamos.

En una cazuela baja o tartera calentamos a fuego medio otras 4 cucharadas de aceite de oliva. Echamos la cebolla y el ajo picados muy finos y rehogamos durante 15-20 minutos. Tiene que quedar bien pochadita la verdura. Después, incorporamos el tomate triturado, mezclamos y cocinamos durante 5 minutos.

Por último, añadimos la carne, mezclamos bien y echamos una cucharadita de sal, media cucharadita de pimienta negra molida y el pimentón dulce y cocinamos con la tapa puesta durante 10 minutos más a fuego bajo. Realmente esta carne guisada con tomate tiene que tener buen sabor a pimienta pero sin pasarse. Ya veréis cómo os gusta.

 Imprime la receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *