Lasaña de atún

Ingredientes para 4 raciones:

  • Para el relleno:
  • 450 grs de atún en conserva escurrido (8 latas pequeñas)
  • 560 grs de tomate triturado
  • 1 cebolla mediana
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/8 cucharadita de pimienta negra molida
  • Para la salsa bechamel:
  • 120 grs de mantequilla
  • 120 grs de harina de trigo
  • 1,2 litros de leche caliente
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 pizca de pimienta blanca molida
  • Para el montaje:
  • 16 placas de lasaña
  • Agua
  • Relleno de atún y tomate
  • 6 cucharadas de tomate triturado
  • Salsa bechamel
  • 8 lonchas de queso mozzarella
  • 200 grs de queso rallado para gratinar

¡Qué maravilla de plato! Hacía tiempo que no preparaba pasta rellena y ya iba siendo hora de que os “presentara” mi receta de lasaña de atún. La he hecho un montón de veces y es que me encanta. Además, con la cantidad de ingredientes que os doy os salen 4 raciones hermosas. Hoy mi chico y yo nos hemos comido una ración cada uno y el resto lo tenemos listo para el tupper de mañana. Se van a quedar mis compañeros de trabajo alucinados cuando vean la pinta que tiene esta lasaña. Exquisita y muy sabrosa. Y a vosotros, queridos lectores… ¿Qué os parece?

Elaboración:

Primero vamos a preparar el relleno para que no esté caliente en el momento de hacer el montaje de la lasaña. Para ello, calentamos en una sartén el aceite de oliva a fuego medio y rehogamos la cebolla picada durante 15 minutos más o menos. Cuando esté lista, añadimos el tomate triturado, la sal y la pimienta, mezclamos y cocinamos durante 5 minutos más. Yo he usado tomate frito estilo casero que me gusta mucho pero podéis usar el tomate que más os guste. Acordaos de dejar 5 o 6 cucharadas de tomate para el montaje final de la lasaña. Para terminar nuestro relleno, incorporamos el atún bien escurrido, mezclamos bien y retiramos del fuego para que se enfríe la mezcla.

Preparamos ahora la salsa bechamel. Ponemos a fuego medio bajo una cazuela grande y derretimos la mantequilla. Una vez esté líquida, añadimos la harina y mezclamos rápidamente con la varilla de mano. Dejamos que se tueste durante un par de minutos y después, vertemos la leche caliente en dos o tres tandas y no dejamos de remover hasta que se integre toda y se forme una crema espesa. Echamos la cucharadita de sal y la pimienta blanca molida y mezclamos hasta homogeneizar. Cuando esté lista la salsa bechamel la reservamos.

Mientras estamos ocupados con las dos elaboraciones anteriores vamos a dejar listas también las placas de pasta. Pondremos una cazuela a fuego medio y cuando el agua esté caliente la mantenemos al mínimo e iremos cociendo las placas de lasaña según las indicaciones del paquete. Yo usé las precocidas y las fui cociendo en la cazuela de 4 en 4 durante 10 minutos y las escurrí y deposité con cuidado en un plato grande.

Precalentamos el horno a 200º C con calor arriba y abajo mientras procedemos con el montaje de nuestra lasaña de atún. Extendemos 5 o 6 cucharadas de tomate sobre la base de la fuente (la mía rectangular de 26×19 cm) y colocamos encima 4 placas de lasaña cocidas. Ponemos ahora la mitad del relleno de atún y tomate y extendemos bien con una cuchara. Colocamos encima 4 placas de lasaña y vertemos y extendemos la mitad de la salsa bechamel. Disponemos encima 4 lonchas de queso mozzarella. Y repetimos el mismo proceso para acabar con el resto de capas. En la última capa, sobre las lonchas de queso, echaremos el queso rallado por toda la superficie. Introducimos la fuente al horno a 200º C durante 25 minutos aproximadamente. La superficie tiene que quedar bien doradita.

Imprime la receta Imprime la receta

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *