Rosquillas integrales de naranja con cobertura de chocolate

Ingredientes para 18 rosquillas:

  • 1 huevo M
  • 50 gr de azúcar blanco
  • 40 ml de leche
  • 40 ml de aceite suave
  • 25 ml de zumo de naranja
  • Ralladura de una naranja
  • 220 gr de harina integral
  • 8 gr levadura (aprox. 2 cucharaditas)
  • Para la cobertura:
  • 150 grs de chocolate negro para postres 70%
  • Para freír:
  • 300 grs de aceite de girasol

Desde que ví esta maravillosa receta de El secreto endulzado tenía claro que el dulce que quería proponeros para Semana Santa eran estas deliciosas rosquillas integrales de naranja con cobertura de chocolate. Ya las hice el año pasado cuando leí la receta y me encantaron. Así que aquí las repito de nuevo. Muy ricas y además con harina integral que siempre va bien. Yo solo comí una para «chequear» que estaban perfectas pero quienes se pusieron morados fueron (¡cómo no!) mis compañeros de curro. Es que hay que tenerlos siempre contentos…

Elaboración:

En el bol metálico del robot de cocina con el accesorio globo batimos el huevo y el azúcar blanco hasta que blanquee la mezcla. Añadimos la leche y batimos. Incorporamos el aceite y batimos de nuevo. Ahora, echamos el zumo de naranja (igual que en la receta original, recién exprimido) y la ralladura de naranja y lo batimos bien. Quitamos el accesorio globo y ponemos la pala para mezclar mejor.

Tamizamos la harina integral junto con la levadura química y la agregamos en varias tandas. La masa se volverá algo elástica y un poco pegajosa.  Cuando esté lista, sacamos la masa del bol y la colocamos sobre la encimera de la mesa enharinada con un poco de harina.  Amasamos un poco, le damos forma de bola y la metemos dentro de un bol. Tapamos con film transparente y la dejamos reposar a temperatuta ambiente unas 2 horas o mejor toda la noche.

Llenamos una cazuela pequeña con el aceite de girasol y lo ponemos a calentar a fuego medio hasta que alcance la temperatura de fritura, 160º C. Mientras se calienta el aceite vamos dando forma a nuestras rosquillas. Cogemos porciones de masa, en mi caso de 23 grs y damos forma de bola. Con un dedo hacemos un agujero en el centro y después le damos forma de anilla grande. Las vamos depositando en un plato grande. Freímos las rosquillas en tandas y las dejamos en un plato. Luego las rebozamos en más azúcar blanco.

Derretimos el chocolate al baño María en un bol. Cuando esté totalmente líquido lo echamos en un vaso y sumergimos cada rosquilla integral hasta la mitad en el chocolate y las dejamos sobre una rejilla para que se endurezca el chocolate. Así con todas. Os aseguro que están buenísimas y son adictivas y si no que se lo digan a mis compis de curro que se pusieron las botas…

P.D.: el chocolate al enfriarse se quedó pegado a la rejilla metálica así que no queda más remedio que despegarlas con una espátula o con un cuchillo. Con mucho cuidado porque pueden romperse. Yo al final las despegué con hilo dental (sin sabor y sin cera, obviamente) pasándolo por debajo. Hay que buscar trucos…

Imprime la receta Imprime la receta

Y aquí os dejo otras recetas dulces para que preparéis en Semana Santa:

– Rosquillas de limón y semillas de anís estrellado

– Rosquillas de licor de madroño casero

– Tortitas dulces de arroz con leche

– Torrijas clásicas

– Torrijas con vino dulce PX

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *