Receta de Lentejas con níscalos guisados

Ingredientes para 2 personas:

  • 160 grs de lenteja pardina
  • 400 mls de agua
  • 250 grs de níscalos guisados
  • 1/4 cebolla blanca
  • 1/4 pimiento rojo
  • 1 zanahoria pequeña
  • 1 diente de ajo pequeño
  • 1 hojita de laurel
  • Hojitas de 1 ramita de tomillo fresco
  • 1/4 cucharadita de pimentón dulce
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 pizca de pimienta negra molida
  • 2 cucharadas de aceite de oliva

Cuando mi vecina del pueblo Esperanza me regaló dos paquetitos de níscalos guisados (recolectados en tierras burgalesas) le estuve dando vueltas a qué receta hacer. Se me ocurría lo más sencillo como pasta, revuelto con huevos o rissotto pero finalmente me decanté por preparar un guiso. He triunfado totalmente y en casa nos han gustado mucho estas sabrosas lentejas con níscalos guisados. Los níscalos como ya están hechos, los incorporaremos al final de la cocción de las lentejas para que tan sólo se calienten y se mezclen con el resto de sabores. Así que si este otoño se os ha ido la mano cogiendo setas, os aseguro que esta receta es infalible…

Elaboración:

La noche anterior ponemos las lentejas en un bol con agua fría para que se hidraten y se ablanden un poco. Realmente con este tipo de lenteja, y como además en su envase indica, no hace falta ponerlas en remojo, pero yo aun así lo hago para que después se cuezan mucho más rápido porque además no vamos a usar la olla a presión.

Colocamos la cazuela a fuego medio y calentamos el aceite de oliva. Cuando esté listo, incorporamos la cebolla, el ajo, la zanahoria y el pimiento rojo picados y rehogamos durante 15 minutos hasta que las verduras estén tiernas. Después, pasamos todo al vaso de la batidora junto con una cucharada de los níscalos guisados (este es el truco para que queden aún más ricas las lentejas) y trituramos junto con 100 mls de agua.

Ponemos la salsa de verduras triturada de nuevo en la cazuela y añadimos las lentejas escurridas, el pimentón dulce, el laurel, el tomillo, la sal y la pimienta negra y cubrimos con el resto del agua. Subimos un poco el fuego y cuando comience a hervir fuerte, tapamos, bajamos el fuego y cocinamos las lentejas a fuego bajo durante 25-30 minutos. Cinco minutos antes de que terminen de cocinarse, incorporamos los níscalos guisados, mezclamos y tapamos de nuevo. Cuando las lentejas estén listas, apagamos el fuego, retiramos la cazuela y dejamos que repose nuestro delicioso guiso de lentejas con níscalos guisados durante 10 minutos. Después, servimos caliente y con un buen trozo de pan.

 Imprime la receta

Aquí os dejo los links de otras recetas de guisitos con legumbres que están de muerte:

– Alubias rojas con venado

– Alubias Carilla con corzo

– Alubias blancas con bacalao

– Alubias rojas con jabalí

– Lentejas con morcilla de Burgos

– Garbanzos con chorizo, panceta y fideos

– Alubias blancas con almejas en salsa verde

– Verdinas con langostinos y gambitas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *